domingo, 23 de diciembre de 2012

* Feliz cumpleaños *


***Simplemente desearles a todos quienes mañana celebrarán la Noche Buena y la Navidad, que sea en un clima de paz, de tranquilidad, rodeados de sus seres queridos y amados. Es una celebración que ha perdido su real escencia y que se ha transformado en un simple revoltijo de parientes para comer y beber cuanto más se pueda. Sin embargo, habrán quienes le den el significado real y justo. Sea Usted creyente o no, la Navidad arrastra a todos a reunirse, muchas veces con personas que uno ni conoce, o bien con viejos conocidos..Sea como fuere, hay que entender que más allá de la hipocresía y la gula, el esnobismo y las apariencias, Navidad es la celebración de Jesús, o de Cristo o como le quiera llamar cada quien según la Fé que profesa. De mi parte la celebración pasa por recordar a aquél hombre cuyo cuerpo fué la excusa para enviar al espíritu de nuestra entidad Superior, dar un mensaje revolucionario, valiente, que desafió a los poderes, y lo hizo sin cortapizas, diciendo en la cara de los mismos poderosos que el mundo estaba alejado del Padre, amonestando a los hipócritas, a los farsantes, a los usureros, a quienes señalaban con el dedo acusador a la mujer que vendía su cuerpo, el que hechó a los mercaderes del templo, el que enseñó con su poder lo que el Padre es capaz de hacer volviendo a la vida a los muertos, devolviendo la vista a un ciego, amando a los niños, a los ancianos, predicando la paz, el perdón, el amor. 

Es el cumpleaños de un amigo, ese amigo que uno hubiera querido acompañar por esas calles de Oriente, defender sus espaldas y hacer la gran revolución contra el poder opresor, el amigo pasó por ésta realidad dejando sabias palabras y ejemplos de cómo debíamos ser. Aquél amigo no era un débil ni un alfeñique, Él gritaba si era necesario, zarandeaba y alzaba su voz, la voz de un indignado ante el desastre de ser testigo de la iniquidad ante sus ojos. Ese amigo anida en muchos corazones que anhelan su retórica, su verdad, su sabiduría, su regreso. Es lo que voy a celebrar mañana en la mesa de mi hogar, rodeado de esas personas a las cuales uno ama, en una cena austera pero especial, en la cual se rinde el homenaje al amigo, y se le recuerda trayéndolo a la realidad, quizás sentado en mi mesa, y palmeando mi espalda, para decirme que mantenga inquebrantable mi Fé, que hay que trabajar como lo hizo él, trabajar para mejorar lo que hay en pos del sueño trunco de nuestra especie, con valentía ante los poderosos sin miedo ni reservas. 

No tengo dudas que el amigo vendrá a bendecir una vez más nuestros corazones, pero claro está que no le verán quienes se hallen perdidos en el la borrachera desenfrenada, ni a quienes no le alcanzan las manos para llevarse todo a la boca, no le verán quienes ríen jocosamente mientras dentro de sus corazones maldicen y odian, no le verán en la mesa los que no viven porque desean lo que tiene el prójimo, los que cortan de cuajo la vida del semejante, los que hacen la señal de la cruz pero maquinan cómo van a hacer más dinero de la manera más fácil, los que viven insatisfechos porque sus ambiciones no tienen límites, los que saludan con la derecha y detrás de la espalda guardan la izquierda con el puñal, no le verán. Quizás Él se de una vuelta por ahí y no le reconozcan, tenga ojos para ver y corazón para sentir, estimados lectores y amigos. Les deseo una muy Feliz Navidad y ojalá que en su mesa haya un lugar para el homenajeado, el quid de ésta celebración.
Gilgamesh***
PD; justo cuando las cosas comenzaban a normalizarse por aquí, tenemos alerta meteorológica por tormentas severas ésta noche y mañana.
Se agradece un pequeño pensamiento positivo.
Gracias.

1 comentario:

  1. Deseo que tengs una Feliz Navidad Toniboy. Recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar

COMENTAME TUS IMPRECIONES PARA PODER MEJORAR